Opiniones de las familias con propiedad de un ejemplar nacido en Santitisi

Mi profundo agradecimiento a todas las personas que determinan que su vida sea acompañada por este pequeño ser. A toda persona que protege y ama, como a su propia vida, a este indefenso ser que le acompaña.

Mi particular gratitud para quién a confiado en mi quehacer creador.

Marisa

Ainhoa (Pamplona)


Lola

Lola

Dentro del inmensa oferta de criadores que se muestra en internet; dentro de la multitud de webs que se publicitan para quien desea comprar un perrito, pocas, muy pocas, por no decir ” sólo una” te dejan ese halo de confianza tan tan necesario a la hora de dar el paso de compartir, con este ser vivo, muchos años de tu vida.

Visitar la web Santitisi te invita a llamar. Hablar con Marisa te confirma la certeza de que tu perrita tiene que ser de su casa. Conocerla en persona es la afirmación personal de una buena elección. Y, la seguridad de haber tomado la mejor decisión es la maravilla del disfrutar pleno, día a día, de uno de sus perritos.

Si algo caracteriza a Santitisi es su crianza personalizada, su atención y el cuidado de sus perritos. Pero también le caracteriza a Santitisi los valores y temperamento que tienen sus malteses y que ella misma transmite a todos los que, con suerte, hemos acabado compartiendo una parte de toda su esencia.

Mi perrita se llama Lola. Ella desde siempre ha sido mi anhelo. Fueron muchos años los que pasaron antes de dar el paso para hacer realidad mi sueño de adoptarla. Ella siempre estuvo ahí y hoy es una realidad. Lola, mi perrita, es una maltesita divina, tranquila y risueña. Lola es inteligente y plena en valores. Este equilibrio proviene de la más elaborada selección que auna carácter y crianza.

Gracias Marisa por esta maltesita que no sólo ha cumplido mi deseo sino lo ha multiplicado por mil. Gracias por estar siempre ahí presente. Gracias por confiar en mi, y feliz estoy de haberlo hecho contigo. Supiste captar, intuir cómo era y seleccionar mi maltesita con la mayor precisión…eso no todo el mundo sabe hacerlo.

Dudo mucho que exista otro sitio donde se pueda encontrar no sólo perritos preciosos, sino el carácter, la educación y la magia completa como en Santitisi.

Gracias también a ese pequeño circulo, tus propias familias, que comparte tu sueño incondicionalmente .

Arantza (Valencia)


Bianca

Bianca

Desde pequeña me hacía mucha ilusión tener una perrita. En mi familia he crecido rodeada de animales (incluso una conejita monísima llamada Chlöe que pertenece a mi hermana Carmen), sin embargo ninguno de ellos era mío y, además, mis padres siempre se han negado a asumir responsabilidad que supone criar un perro, conscientes en todo momento de los cuidados que requiere tener uno de ellos en casa.

Recuerdo una vez que fui al cine con amigos a ver una película de fantasía que tanto me gustan. En el mundo en que se desarrollaba la historia las almas de los seres humanos habitaban fuera de sus cuerpos, adoptando la forma de una criatura llamada daimonion. El vínculo creado entre ambos era tan fuerte que un ser humano normal no podía separase de su daimonion jamás, ni siquiera más allá de una pequeña distancia, de manera que si el vínculo era cortado el ser humano se transformaría en algo muy parecido a un zombi, es decir, en una persona sin espíritu… Recuerdo salir del cine y pensar que algo así se debe sentir cuando tienes un perrito a tu lado, porque así lo he visto desde pequeña en mi entorno más cercano, y desde luego yo no podía perderme esa sensación. Tarde o temprano tendría uno, de eso no había duda. Así que cuando me independicé lo tenía en mente a todas horas hasta que, al cabo de un tiempo, me decidí por buscar uno seriamente.

Arantza

Arantza

Tengo que reconocer que la búsqueda fue mucho más difícil de lo que esperaba. No sé por qué tenía la idea de que era más sencillo de lo que en realidad resultó ser. Dar con una raza que me gustara fue complicado, pero un día escuché hablar del perrito bichón maltés e, inmediatamente, me metí en Internet para averiguar cómo sería vivir con un pequeño bichón. Todo lo que leí sobre esta raza me gustó tanto que no dudé un segundo: había dado con el perrito perfecto para mí. Sin embargo, lo que vino después fue un proceso largo que, confieso, por momentos me hizo desesperar.

Tenía muy claro que jamás acudiría a una tienda o a un criadero multiraza por el concepto nulo que tienen sobre la crianza de un cachorro. En estos lugares los cachorros y sus padres siempre están encerrados en esas horribles jaulas, sin el cariño y los cuidados que son tan necesarios en una etapa especialmente crítica para su desarrollo. Esta difícil situación de su vida marca, sin duda, el carácter que el cachorro pueda tener en un futuro. Y en esto coincidimos mi novio Joan y yo al instante.

Joan siempre ha sido partidario de acudir a una perrera y rescatar de una muerte segura a cualquiera de los miles de perros que acogen en ellas. Esta opción siempre me ha parecido muy loable, pero me apetecía tanto tener un perrito de esta raza criado en un ambiente familiar que en cuanto di con la web de Santitisi (después de mucho indagar) no dudé un instante. Llamé inmediatamente a mi novio y él mismo me convenció para que nos acercáramos a Navarra. Vivimos en Valencia y a mí, entonces, la distancia me parecía un obstáculo. Lo cierto es que había criaderos de maltés mucho más cercanos, pero ninguno de ellos nos transmitía todo lo que Marisa transmite a través de su web y, especialmente, en las maravillosas conversaciones telefónicas que mantuvimos durante dos meses. Me fascina la pasión que siente por estos animales tan increíbles para mí, me maravilla la visión tan auténtica que tiene de su crianza. Manera y forma de crianza que para nosotros era la adecuada.

Mi peque es una auténtica alegría para todos nosotros. Mi perrita se llama Bianca y fué muy especial para mí desde el primer instante en que la vi. En el instante que la conocí supe que era mi perrita. Ahora, cada vez que salimos a pasear por el Puerto de Valencia nos van parando a cada paso. A cada paso todo el mundo insiste una y otra vez en lo monísima y simpática que es mi perrita. Yo no tengo palabras de agradecimiento suficientes hacia Marisa por permitir que Bianca forme ahora parte de mi vida y de mi familia. Es muy importante especialmente en estos momentos un tanto complicados para todos nosotros por esta crisis. Bianca siempre transforma la tristeza en momentos de emoción y alegría para todos.

Mil gracias por todo Marisa. Por tus múltiples consejos (tan sumamente valiosos para mí) pero, muy especialmente, por poner en mis manos a Bianca un domingo 6 de mayo de 2012, un momento que jamás borraré de mi mente y que sucedió en un pueblito encantador de Navarra, donde una personita especial, Marisa, dedica su tiempo a la crianza única de los “peques” más especiales que yo haya visto nunca.

Mil gracias por todo Marisa.

Un fuerte abrazo desde Valencia.

Lisi (Tenerife)


Lía

Lía

En un lugar de Navarra… un bello lugar con parajes de hermosura inimaginable encontramos un pedacito de alegría para nuestra vida, su nombre es Lía…

Queríamos una peque peludita para compartir nuestras vidas. Deseábamos una pequeña maltesita risueña que compartiera con alegría nuestra vida familiar y los juegos de nuestra niña.

Dediqué mucho tiempo al estudio de lo que se ofrecía en esta profesión, la crianza del maltés. Me importaba mucho porque la maltesita era para convivir con mi familia. Buscaba y rebuscaba pero siempre me encontraba con lo mismo:
la falta de una información completa. A duras penas la única característica que me comunicaban los criadores era el peso del perrito. Esto parecía ser lo único importante.

No conocía esta profesión pero algo me decía que eso fallaba. Por ello, incansable, seguí buscando. Algo dentro de mí me decía que aún no había llegado.

Una noche, como tantas otras noches estaba en ello… buscaba y rebuscaba por internet información sobre la raza. Pero esa noche… todo cambió… apareció en la pantalla de mi ordenador esta bella página. “Era increíble el volumen de información ofrecida de forma altruista, increíble el sentimiento que llevaban sus letras que me imposibilitaba detener su lectura. No cabía duda… llamaría al día siguiente.

Llena de ilusión e inquietud tomé el teléfono: Llevaba mucho tiempo leyendo y escuchando lo misma simpleza sin que nadie se preocupase de lo que yo y mi familia necesitaba…

Al otro lado del teléfono apareció una voz femenina que, en breve de comenzar nuestra conversación, me preguntó: “¿Si pudieras elegir tu perrita ideal como te gustaría que fuera?

Quedé completamente en blanco y no supe articular un argumento. Tanto tiempo informándome, tanto tiempo esperando este momento y lo único que, para mi sorpresa, salió de mi boca fué….. que sea pequeñita. Comprendí, que todo ese tiempo y todas esas horas invertidas, no habían ayudado a definirme.

Sin embargo esa voz femenina, con curiosidad y esmero me fué preguntando cosas. Al final de nuestra conversación, inmóvil con el auricular en la mano estaba impresionada… esa persona sabía perfectamente lo que necesitaba.

“Por fín llegó el día… Por fín llegó el día de tenerla con nosotros para quererla y mimarla…….. Adoramos a nuestra pequeña. La adoramos porque es cariñosa, dulce y juguetona. La adoramos, también, porque es preciosa.

Su nombre es “Lía”.

Lía es…….. esa mirada viva, esa inteligencia observadora que permite una comunicación directa y profunda.

Lía es la intensa alegría que disipa toda tristeza y contagia de felicidad cuanto toca.
Lía es… la suave dulzura, tierna, amorosa y siempre dispuesta.

Lía es… la grandiosa energía de la primavera; la profundidad y el carisma del otoño. Pero lía es, a su vez, la dulzura y calidez de verano.

Lamento no poder expresarlo pero ninguna palabra alcanza a transmitir lo que Lía es.

Simplemente………Lía es Lía..

Gracias Marisa, por dedicar tu vida a estos Seres Bellos. Bellos por fuera y tan inimaginablemente bellos por dentro.

Gracias, también, por hacer que nuestras vidas sean más felices junto a ellos.

Gracias por confiar en mi familia para poderlos disfrutar.

Con todo el cariño y agradecimiento,

Miriam (Zaragoza)


Miriam y Noah

Miriam y Noah

“Unos años atrás una imagen, que todavía hoy guardo en mi mente, llamó poderosamente mi atención. Era un día como cualquier otro, pero esa imagen que apareció ante mí lo transformó en un día diferente. Un momento que todavía hoy recuerdo nítidamente. Se trataba de un caballero que paseaba orgulloso y altivo un bellísimo perro blanco. Esta belleza encarnada en un animal me cautivó profundamente. Ese maravilloso perro blanco era un bichón maltés.

Yo supe, en ese mismo momento, que ese perrito bello y suave era mi destino.

Mi madre, conocedora de mis profundos anhelos, deseó ser ella quién pusiera en mis manos este pequeño tesoro blanco.

Investigó en internet cuanto era necesario para no cometer un error. Para mí y para ella era una decisión de suma trascendencia e importancia.

Santitisi nos enamoró: Mi madre me presentó una tarde esta página y me dijo con total convicción: “De esta casa ha de ser nuestra niña”.

Posteriormente, mi madre se puso en contacto con Marisa. Confirmó esa intuición inicial de que era consustancial a Santitisi un cuidado global, psíquico y físico, de sus cachorros.

Yo hoy puedo transmitir mi grandísima dicha de estar acompañada y guiada por una bellísima perrita, majestuosa por fuera pero más aún por dentro.

“No puedo decir otra cosa que gracias, Marisa.”

Alicia (Madrid)


Lola

Lola

Mi marido tenía el gran anhelo en su corazón de regalarme una perrita bichón maltés. Una perrita bichón que fuera especialmente bella. Tenemos niños y deseábamos que, además, estuviese criada en un ambiente distinto a lo conocido de los criaderos.

Lola, mi anhelada maltesita, llegó un feliz día a mi hogar. Llegó cuando yo la necesitaba sólo y exclusivamente a ella.

Mi pequeña cautiva cada día a todas las personas que la ven y la conocen. Embruja por su carácter, su amor y su belleza. Fascina por la maravilla sin igual de su blanco y sedoso manto. Lola, mi maltesita, hoy es también mi familia. Ella es para mí todo lo perfecto que la podía soñar.

Gracias, Marisa, por tu crianza orientada.

Laura (León)


Laura y Pippa

Laura y Pippa

Quiero narraros la pequeña historia de Pippa, mi pequeña maltesa:

Más de un año antes del nacimiento de Pippa yo sabía de ella, la anhelaba con toda mi alma. Mi marido no la conocía y por lo tanto, para mi tristeza, no la deseaba. Me llevó un año completo trasmitirle esta alegría y este amor de Pippa.

A finales del pasado año, a la par que el 2010 consumía sus meses fueron cayeron las barreras de rechazo que tenía mi marido y una actitud abierta comenzó aflorar en él. Pero, lo reconozco, en ese primer momento accedió con mismo tesón y pasión que se admite la propia derrota.

Sin embargo, me llenó de ilusión su permisibilidad porque anunciaba la esperanza de Pippa abierta para conocerla y amarla.

Comenzó, entonces, la búsqueda de mi niña.

…Eso que parecía o pareciéra una tarea fácil por la abundante oferta de lugares donde comprar un maltes, se tornó -en breve de comenzar- en una tarea harto complicada. Yo buscaba a Pippa (tenía una idea clara de ese carácter, de esa blancura, de esa bondad y de esa belleza que era mi sueño) y sin embargo nada de lo se me ofrecía se acercaba a esta intuición de ella.

Me comuniqué con diferentes criaderos y confirmé, con pocas palabras de relación, que ellos estaban muy lejos del hogar donde naciera mi Pippa.

Desesperanzada de los resultados que obtenía comencé a temer que la ilusión de mi pequeña maltesa, tal como yo la deseaba, no era posible. Comprendí que internet es, efectivamente, omnipotente en cuanto a oferta pero, en la realidad concreta, no encontraba a mi pequeña Pippa.

…Repentinamente un día, en un minuto casual, apareció ante mis ojos esta página y con ella su esperanza. Confirmé tras mi comunicación con Marisa que, en efecto, había llegado a ese lugar donde nacería mi pequeña Pippa.

Meses después, semanas que pasé arrebatada por muchos deseos imperiosos de tener a mi pequeñina, llegó finalmente el momento de tenerla en mis brazos.

¡¡Qué contaros hoy de mi niña!! Ella es la alegría de nuestras vidas. De la vida de mi marido y de la mía. Es el amor de nuestra vida entera. Y más allá de nosotros, toda aquella persona que la conoce queda embrujada de Pippa. De su carácter lleno de alegría, de esta vida en un perrito que transmite caudales de amor por todas las personas. Pippa es cariño a raudales para cualquier desconocido y simpatía que fascina contemplar para los niños.

Pippa es un amor sin fin para mí, quién la cuida, la protege y la ama.

Cada nuevo día que nace es, ahora, un presente diferente: Ahí está mi pequeñina, siempre amándome al nacimiento del día. Ahí… mirándome intensa con sus ojos negros, moviendo veloz su pequeño rabito como alegría que estalla en el amanecer.

Mi pequeña Pippa… ella es, lo confieso, protagonista de una de las decisiones más trascendentes de mi vida.

Beatriz (Barcelona)


Gracias Marisa, por ser como eres. Gracias por entregarte en cuerpo y alma a estos cachorros tuyos. Seres que forman parte de tu vida.
Eternamente agradecida por tu dedicación y entrega. Eres un angel que cruzo mi vida en el momento oportuno. Este maltesito tuyo a mis hijos y a mí nos llena la vida de grandes momentos, de carcajadas y de ternura. Todo se llena de amor cuando… mis hijos lo abrazan como al mejor de sus peluches.
No tengo palabras para decir la “delicatessen “de cachorritos que crias. Ejemplares inteligentes, con un caracter que los hace especiales, tranquilos y juguetones a la vez preciosos, blancos como la nieve …
Una labor que tu realizas a la perfeccion, que se ve reflejado en ellos, en esos tiernos y preciosos malteses .
Por todo ello debo darte las gracias una y otra vez y que sepas que con ” COCO ” en casa , tambien parte de ti estará siempre a nuestro lado.

Raquel (Galicia)


 Raquel y Cloe

Raquel y Cloe

Durante mucho tiempo busqué y busqué ansiosamente la perrita maltesa de mis sueños. Una noche, lo recuerdo como si fuera hoy, me topé con una página diferente a todo el frío mundo comercial que transita por internet. Esa página se llamaba Santitisi. Tras la lectura del primer párrafo de sus letras comprendí que mi búsqueda habia finalizado. En ese mismo momento supe que era mi lugar de destino y que mi pequeña soñada nacería en esa casa. Fué un verdadero descanso y maravilloso encuentro.
Caminando a través de sus letras me ví inmersa en un nuevo mundo. Un mundo que yo siempre había intuído y esas palabras que leía eran una confirmación de una verdad. Esa lectura fué una experiencia de profunda intimidad e identidad. Esa lectura fue como llegar a casa.

Ese bello valle de tierras Navarras se grabó, a partir de ese instante, en mi mente. Esas páginas, una tras otra, depositaron en mí una confianza y serenidad indescriptibles. Mi decisión fue si cabe más firme cuando hablé contigo, Marisa. Aquella noche que hablamos hasta altas horas, palabra tras palabra no la olvidaré nunca.

Podría escribir horas y horas sobre la fuente de amor que ha supuesto en mi vida mi pequeña Cloe, nacida gracias a ti. Pero lo importante de esta carta es transmitir al mundo el infinito agradecimiento que tengo hacia ti Marisa. Agradecimiento por tu entrega siempre permanente. Para mí es muy importante saber que hoy, y en cualquier momento, estás siempre al otro lado a pesar de la distancia. Tu presencia permanente mitiga cualquier preocupación que pueda surgir a cerca de mi pequeña.
Y más allá de ello, mi más fiel agradecimiento Marisa por este amor incondicional que, a través de estas criaturas, nace en tus manos y se prolonga en la vida de las familias. Has de saber que esa felicidad que tú has comenzado en tu hogar se extiende en cada una de las familias que acoge a tus pequeños. Personas que somos inmensamente felices gracias a ti. Felicidad que nos llega del nexo de unión con estos seres que sólo los que adoramos, amamos y protegemos a nuestros peludines sabemos que esto no es comparable a nada.

Cloe y yo, te estamos eternamente agradecidas.

Un fortisimo abrazo de Rakel

Sabrina (Coruña)


Sabrina y Roberto

Sabrina y Roberto

Nos pasamos horas hablando la primera vez que llamé a Santitisi. Ella, Marisa, me transmitió toda la dulzura, simpatía y amor hacia sus pequeños concentrada en esos instantes. Por este amor y porque sus perritos nacen en su propia casa donde mantienen una relación permanente con ella, nos decidimos a adquirir uno de sus cachorritos.

Fuimos a recoger a nuestro perrito a Navarra. Fueron ocho horas de viaje que merecieron la pena. Bubble, nuestro pequeño, es un perrito muy equilibrado, dócil, juguetón, simpático y muy muy inteligente. El cariño de Bubble hacia nosotros es incondicional y permanente. Es,verdaderamente y sin lugar a dudas, un miembro más de la familia.

Desde que él llegó a nuestra casa los problemas se vuelven pequeños y él sabe extraer de la tristeza lo mejor de nosotros.

Estamos convencidos de que nuestro pequeño tiene todas estas características fantásticas gracias a ti, Marisa. Por siempre te estaremos agradecidos de poner en nuestra vida esta joya tan valiosa.

Un abrazo muy fuerte desde Galicia

Mariel (Valladolid)


Te envío estas líneas, Marisa, para explicar porque elegí tu criadero y no otro para comprar a Nuka:

Sencillamente porque después de mucho preguntar y hablar con unos y con
otros, tuve la corazonada de que en Santitisi encontraría nuestra futura
perrina:
Un lugar donde se cría a los cachorros en familia, donde se preocupan tanto
o más del carácter como de la belleza.
Santitisi ha sido el único criador que he encontrado preocupado e interesado por la familia a la que iban a ir destinados sus perrines, con el fin de asegurarse de darles lo mejor a sus perros.

No dude en ningún momento, y acerté. ¡Ya lo creo que acerté!

Carmen (Madrid)


Carmen (Madrid)

Carmen (Madrid)

Para mí el amor a los animales, el hábitat donde se mueven lo dice todo de un criador.

Cuando me introduje en la web de Santitisi ví que reunía esas condiciones que son tan importantes.

El contenido me gustó. La forma en que se criaba y en el amor que se les daba a los animales ví esa seriedad. Eso me empujó a la adquisición de mi pequeño.

Al ponerme en comunicación contigo, Marisa, terminé por convencerme. No me equivoqué.

Noni y Daniel (Granada)


Iru

Iru

Tras mucho buscar e indagar, dimos con una página en internet de un criador de bichón maltés diferente.

Me gustó mucho el apartado de la filosofía de Santitisi ya que me hizo
entender a una raza de perros sensible y delicada. Una raza que ayuda a aquellos que lo necesitan sin dar nada a cambio.

En la página de Santitisi debemos destacar una estructura intuitiva y de fácil lectura, pero lo más importante es que te das cuenta de que no hay mentiras.
El gran número de fotos que hay a lo largo de su contenido hace que te hagas una idea de el tipo de perros que cría Santitisi y de la calidad de los mismos.
Las palabras y comentarios que puedes leer y encontrar en la página hacen
que te des cuenta de que la criadora vive por y para sus perros.

He visitado varias páginas de criadores y la verdad es que la sensibilidad con la que Marisa, la criadora, se expresa y habla de sus perros, es difícil
encontrarla en otras.

Las palabras que encuentras en la página, se corroboran, cuando tienes la
oportunidad de poder hablar con ella en persona:
No solo se preocupa por el destino de sus perros, que tengan un hogar digno
para ellos, sino que también se interesa por sus futuros dueños y de porque
los necesitan.

En definitiva, en la página puedes ver e intuir que no es una Vendedora de
perros, es una Criadora que quiere lo mejor para los suyos en el presente y
en el futuro.

Maribel (Bilbao)


Zuri

Zuri

El verano pasado decidimos comprar un perro. Sentimos atracción por la raza del bichón
maltés. Durante un tiempo estuvimos indagando las características de esta raza,
incluso me compré un libro. En todos los sitios que consultamos, tanto por su
carácter, como por otras cualidades nos encantó el bichón. Incluso en muchos sitios vimos que
denominaban al bichón maltés como perro de lujo. Ahora que lo conozco estoy completamente de
acuerdo, porque además es un perro que tiene unos ademanes muy elegantes.

No quería precipitarme y comprar el primer perro que se cruzase en mi
camino, entonces empecé a mirar y me dí cuenta que no iba a ser fácil
encontrar lo que yo quería. A los criadores que llamaba por teléfono no me inspiraban
confianza y no veía las cosas claras. Anuncios de “bichones” hay
miles, y criadores cientos, pero esos “bichones” no se parecían para nada a
los perritos que yo tenía en el libro que había comprado de esta raza,
(aunque la verdad es que soy muy exigente y no me conformo con cualquier
cosa). Así iban pasando los meses hasta que en Octubre di por casualidad
con esta página, Santitisi. Entonces me enamoré de los perritos que ví en la
Web.

Te llamé, Marisa, hablé contigo y no sé porque pero en ese momento supe que
había encontrado el sitio donde iba a comprar mi perrita.
Confié ciegamente en ti, ya sabes que te dije que lo dejaba en tus manos. Me
conseguiste la perrita que se adecuaba a mis características de vida , y no
me he arrepentido ni un solo momento de la decisión que tomé.

Tengo que darte las gracias Marisa porque supiste desde el primer momento lo que
buscaba. Zuri es preciosa (más bonita todavía que las fotografías que venían
en el libro jajaja). Mi Zuri tiene un carácter maravilloso: es dulce, cariñosa,
lista. Es, en definitiva, nuestro amor y nos hace felices.

Sigue así, dedicando tu vida a estos maravillosos seres y así que otras
familias puedan disfrutar lo mismo que disfruto yo.

Amparo (Madrid)


Amparo y Selena

Amparo y Selena

Siempre desee un perrín de raza bichón maltes. Veía muchas diferencias sobre la raza, a la hora de hablar con la gente, llamar por teléfono e informarme. Buscando más intensamente lo que yo quería, encontré una página con una amplísima información dedicada solo a dicha raza. Con apartados cómo filosofía, hogar, documentación etc., percibí profesionalidad, seriedad y una vida dedicada a dicha raza. Al llamar al teléfono de contacto, pude hablar con Marisa, una persona clara, sencilla y preocupada por sus pequeños malteses.

A diferencia de otros sitios en los que me informe ella estuvo y ha estado constantemente preocupada por que todo salga bien, por dar una información clara y real. En definitiva, una persona comprometida a sus sueños y valores. No es fácil encontrar a alguien así.

Aún hoy seguimos manteniendo el contacto para seguir hablando de nuestros pequeños/as.

¿Por qué elegí Santitisi y no otro lugar? Solo basta mirar su página, hablar con ella y verla en persona para darte cuenta de cuál grande son las diferencias de unos sitios a otros, de cómo ella vive, ya no solo preocupada por la raza en sí, sino por algo aún más importante, por la vida de estos perrines, que tienen un gran corazón que estará a nuestro lado durante mucho tiempo y a los cuales tendremos que amar y cuidar, como si de nuestros hijos se trataran o así lo siento yo.

Gracias por todo Marisa. Gracias por luchar por la importancia de estas vidas, por haberme regalado a mi pequeñina y haberla cuidado con tanto amor y tesón.

Luis (Castellón)


 Luis y Hada

Luis y Hada

En un foro de perros de la raza Bichón Maltés, me hacen conocedor de
unas direcciones de Internet, donde poder adquirir cachorros de
confianza -entre ellos Santítisi, que fue el primero en consultar- evitando
las compras a través de macro-criaderos y “fábricas” de cría de perros
procedentes de países del Este -de los que ya había oído hablar-.

Visitada la página web “Santitisi” y tras la lectura de sus páginas y
visualización de imágenes, quedé encantado -casi enamorado- por su
contenido. Enamorado de esa forma de exponer al mundo la belleza y armonía de sus ejemplares, de su entorno, de la delicadeza y cariño que se veía
allí….página por página. Era como desnudarse al mundo de la naturaleza y
de los animales.

Tras ponernos en contacto – primero por e-mail y posteriormente a
través del teléfono- nos dimos cuenta de que no había que seguir buscando en
ningún otro sitio. Una voz tranquila y receptiva, con la necesidad de
conocernos y poder orientar de la mejor manera la adquisición
de una de sus “joyas”, dejaba el sentir de su corazón a través del hilo
telefónico. Yo tuve la sensación de que una energía positiva me confirmaba,
con cada minuto de la misma, que estaba en el camino correcto.

Nuestra decisión de elegir un Maltés en Santítisi ha sido por una
página muy completa que transmite -con fotos y texto- una limpieza y armonía
excepcionales, unos ejemplares de una belleza sin igual – formado por
multi-campeones- y la delicadeza y proximidad de una mujer que, aunque no
nos conocíamos de nada, me hizo sentir como un familiar muy cercano.

Olga (Madrid)


Dos razones, sencillamente, por las que elegí Santitisi:

Por su perfecta combinación entre la profesionalidad, la seriedad y la sensibilidad humana.
Y por el gran amor hacia los animales, especialmente por esta raza y su profundo conocimiento sobre ella.

Domingo (Valencia)


Paty y Cleo

Paty y Cleo

Santitisi y su web cuidada y atractiva, me animo a ponerme en contacto
con ellos, la profesionalidad y seriedad transmitida por el criador me
confirmo que estaba en el sitio adecuado para adquirir el perrito que tanta ilusión nos hacia.
Marisa, nuestro agradecimiento por siempre la elección fue matricula de
honor.
Cleo es una mas en la familia… y la mas alegre.

Elisa (Madrid)


Diva

Diva

Sabíamos que queríamos un Bichon Maltés. Nos metimos en internet, nos
salieron muchas páginas. En principio miramos sólo en Madrid. Hablamos con
VENDEDORES.
Creo que con la palabra vendedores ya lo he dicho todo.
Encontramos la página Santisisi, preciosa y con un encanto especial.
Cuando hablamos con ella, ya estaba todo decidido.
No era una vendedora, Nos dio confianza en lo que estábamos haciendo, nos
transmitió su profundo amor por esos chiquitillos y nos ayudó a comprender
que no estábamos adquiriendo un objeto sino que se incorporaba un nuevo
miembro a nuestra familia.

No puedo decir más es FANTASTICA. Mi hija dice que quiere ser como ella de mayor.

Miriam (Cataluña)


Miriam (Cataluña)

Miriam (Cataluña)

Yo elegí Santitisi por su propietaria, Marisa, nunca había visto tanta
preocupación, entrega y cariño en un criador por sus perritos. La
primera vez que entré en su web quedé enamorada de sus cachorritos, sólo me
faltaba asegurarme que verdaderamente lo que veía era lo que iba a tener, y
no sólo unas fotos de unos bichones malteses preciosos, usados como reclamo
que nada tendrían que ver con la realidad.
Me basto hablar la primera vez con Marisa para darme cuenta que tanta
dedicación y preocupación verdaderamente si se correspondían con aquellas
fotos.
Hoy y gracias a Marisa tengo la cachorrita más linda del mundo.

Raquel y Marcos (Almería)


Marcos, Iula y Lolita

Marcos, Iula y Lolita

Lolita llego a nuestra vida en Julio del 2008, después de un largo proceso de búsqueda, la encontramos en Santitisi.

Teníamos claro que buscábamos un Maltes de calidad , pero sobre todo un compañero de vida.

Un día, apareció en la pantalla del ordenador la página de Santitisi:

Desde el principio, supimos que era un lugar diferente de todos los que habíamos visto. Con plena transparencia te mostraban la vida y el entorno de los malteses. Las fotografías te enseñaban unos malteses corriendo, jugando …felices. No era un criadero, era un hogar.

Aún así decidimos, antes de comprar nuestra cachorrita, viajar a Navarra para conocerlo personalmente. Tuvimos la maravillosa oportunidad de conocer a Marisa y a todos los miembros de la familia Santitisi. Todos los malteses eran un pilar en aquel hogar. Una vez allí la elección fue muy fácil y pasados unos meses fuimos a recoger a nuestra “Lolita”.

Hoy en día, una parte de esa familia esta con nosotros, al igual que una parte de nuestro corazón se quedo allí.

Gracias Marisa, por además de confiarnos este maravilloso ejemplar, entregarnos tu amistad.

Te quieren, tus siempre amigos.

Lucia (Asturias)


 Lucía y Jazz

Lucía y Jazz

Las razones fundamentales por la que nos decantamos por comprar nuestro cachorrito en Santisisi son claras:

Por la belleza y elegancia que transmiten las imágenes de tus perros, Marisa, así como por la confianza que me inspiraste en la conversación personal. Confianza transmitida por tus conocimientos sobre la raza como por la dedicación con la que cuidas
a tus malteses (lo cual queda muy de manifiesto en tu web).

Adriana (Bilbao)


Adriana y Lizzie

Adriana y Lizzie

Cuando decidimos coger un perrito para tener en casa, nos gustó la raza Bichón Maltés por sus características Yo nunca antes había visto un Bichón Maltés hasta que una amiga me presentó a uno de ellos. En ese mismo momento me pareció que podía ser un perfecto compañero. Esta amiga me facilitó el número de teléfono de Santitisi por la buena experiencia que había tenido con la criadora y el perro en sí. Además, hizo hincapié en las buenas condiciones en las que allí se encuentran los perritos ya que el trato a cada uno de ellos es particular y el entorno en plena naturaleza es fantástico para ellos.

No obstante, antes de decidirme por dicho criadero, consideré oportuno mirar en más lugares principalmente por internet. Encontré muchas páginas de criaderos de Bichón pero ninguna de ellas me transmitió ni confianza ni pasión por los perritos.

Finalmente decidí hablar con Marisa, criadora de Santitisi. Sus palabras transmitían pasión, amor, dulzura… por estos animales. No sólo eso, sino también un conocimiento total sobre ellos.

Cuando fui a Santitisi allí comprobé que todo lo que me habían dicho, y yo leído en su página web, era cierto. Marisa es un encanto con los animales y todos ellos están muy contentos y felices.

Lizzie, mi perrita, es fantástica y es una más de la familia.

Tatiana (Madrid)


Tatiana y Otto

Tatiana y Otto

No sé cómo, y si es posible, agradecerte todo lo que estás haciendo por y para la crianza de esta raza tan maravillosa como es el Bichón Maltés en España.

Acudí a Santitisi a comprar mi cachorro, que buscaba tantísimos años, por la calidad y valores de crianza responsable y la más estricta ética que abarca, desde los cuidados de la salud tanto física como mental de sus ejemplares así como el trato muy personal hacia la familia que acude a Santitisi por su cachorro perfecto.

Cada uno de nosotros tenemos un concepto de ese perrito perfecto y Santitisi sabe ver y dar en las claves de poder criar un perrito que se adapte a la perfección a la persona que tanto lo necesita. Santitisi consigue este equilibrio maravilloso entre la belleza exterior y el rico mundo interior en cada perrito que sale de sus manos.

Belleza y carácter extraordinarios, la pureza de la raza en su mejor expresión. Sus ejemplares proceden de la cuna de la raza del Bichón Maltés y con su gran trabajo y plena dedicación, consigue perfeccionar la raza y reforzar todo lo bueno y maravilloso de estos animales tan nobles.

Santitisi se preocupa y dedica mucho tiempo para poner en disposición de las personas toda la información necesaria: su web está repleta de artículos, material audio visual y experiencias de los profesionales y las suyas propias que ayudan a entender y atender mejor las necesidades de su perrito y así mismo conseguir el equilibrio perfecto entre el dueño y el animal.

Transparencia y sinceridad en el trato, convicciones morales, amor incondicional por los animales y su bienestar.

¿Qué puedo decir más?… Era amor a primera vista. ¿Cómo se puede explicar este sentimiento en pocas palabras?.

¡¡Merece mucho la pena pasar por esta excepcional experiencia!!